La Latifa es una antigua oración sufí destinada a conectarnos con la esencia de nuestro verdadero ser. Esencialmente, la oración es una meditación guiada de la filosofía sufí, la rama más mística del Islam.

Es una oración simplista, pero que combina fascinantes movimientos de manos sobre el cuerpo, parecida a algunas prácticas de meditación del yoga, como la de Sahaja Yoga.

Cada palabra está conectada con una parte específica del cuerpo, según el sistema lata’if de la psicología sufí, donde se distinguen generalmente seis lata’if: centros sutiles de percepción, comparables a los chakras de la espiritualidad india. Despertar o activar estos órganos psicoespirituales es parte del desarrollo espiritual de un sufí.

 

Meditación tradicional sufí

 

Inicialmente, la oración de Latifa era un secreto solo para discípulos iniciados. Esto se debe a que se consideraba una oración muy santa y poderosa. Pero ahora están disponibles para todos, incluso si no tienen una relación maestro-discípulo. 

La oración está formulada en una sucesión de siete afirmaciones que son conmovedoras y liberadoras.

  • Yo Existo
  • Yo Deseo
  • Yo Espero
  • Yo Confío
  • Yo Suelto
  • Yo Amo
  •  Yo Estoy Preparado

 

Meditar como un Sufí con la Oración Latifa

 

  • Primero, coloca tu mano derecha sobre el lado izquierdo de tu cintura, con la ayuda de tu mano izquierda. Luego di en voz alta: “Yo existo”. Respira firme y suavemente y piensa en la razón por la que existes.
  • Con la ayuda de tu mano izquierda, coloca tu mano derecha sobre tu cadera derecha. Dite a ti mismo: “Yo deseo”. Piensa en las cosas que deseas y sé consciente de cómo influyen en tu vida.
  • Lleva tu mano derecha a tu pulmón izquierdo con tu mano izquierda. Repite desde tu corazón: “Yo espero”. ¿Cómo se siente la esperanza? No importa cuán difícil sea el camino que estás caminando, siempre puedes restaurar la esperanza.
  • Lleva tu mano derecha tu pulmón derecho,. Di en voz alta: “Yo Creo y confío”.  Creer y confiar te hará más fuerte y te ayudará a dejar ir la inquietud de la esperanza. La confianza sigue a la esperanza.
  • Coloca tu mano derecha en tu cuello. Di: “Yo Suelto y Dejo ir”. Esta área consiste en dejar ir todas las cosas que guardas para ti, como la tristeza, la ira y tu propia voz. Al dejar que estas cosas se te escapen de la mente, respirarás mejor. De la confianza pasas a una confianza aún mayor. No hay necesidad de preocuparse. Déjate llevar y simplemente sé.
  • Coloca tu mano derecha en el centro de tu pecho y repite desde tu corazón: “Yo me amo”. Amar es uno de los sentimientos más fuertes y puros que tenemos. Dale a tu corazón la oportunidad de hablar. Saca a relucir tus deseos más profundos. Siente cómo este poder irradia desde tu ser y abarca todo lo que te rodea.
  • Para terminar la oración, lleva tu mano derecha a tu plexo solar, sobre tu ombligo. Coloca tu mano izquierda encima y di las palabras: “Estoy preparada“. Estar preparado te conectará con tu propia voz. Haz de saber que tiene el poder, la fuerza, el coraje y todo el amor que necesitas en esta vida.

 

Práctica de Meditación Sufí con la Oración Latifa

 

NOTA: Puedes acceder a más meditaciones haciendo clic aquí para suscribirte a nuestro canal de Youtube

 

Con Oración Latifa puedes encontrar tu paz interior y a través de esto, te vuelves más feliz. Esta experiencia es solo para ti, para ser más consciente de tu propia paz y fuerza interior. Será más fácil comprender tus sentimientos más profundos debido a la oración. ¡Este conocimiento puede hacer que su día sea un poco más placentero y su vida un poco más fácil!

 

Y sí quieres profundizar más en tu transformación a través de la meditación…

 

En nuestro master transformacional nos enfocamos en aprender diferentes herramientas para el despertar espiritual y trabajamos los chakras en profundidad. No dudes en contactarme para más info!  

 


 


 

× Contacta